Entradas

Una de cada tres familias no podrán salir de vacaciones

Ha tardado pero por fin ha llegado el verano y con él las vacaciones escolares que llenan de risas y juegos nuestras calles y piscinas, pero también las recurrentes noticias de atascos y plena ocupación de hoteles y apartamentos. Estas informaciones quieren mostrar un país en el que el ocio y la diversión no acaban nunca.

Sin embargo, la mayoría de los informativos no hablarán, y si lo hacen será de pasada, de que una de cada tres familias no podrá salir de vacaciones, tomarse nada en la terraza de la esquina de su casa o ir a la piscina municipal. Y no podrá porque la precariedad, el desempleo o los sueldos míseros siguen haciendo estragos en nuestro país tal y como señala la última encuesta sobre las condiciones de vida publicada por el INE. Dicha encuesta muestra que el 22% de la población sigue estando por debajo del nivel de pobreza. ¿Recuperación? Desde luego no para todas las personas.

Ese 33% de familias que no podrán irse de vacaciones también merecen un verano de actividades y ocio. Desgraciadamente para las personas en situación de desempleo, precaria o las y los muchos autónomos que tienen dificultades hasta para pagar la cuota de la seguridad social, un simple chapuzón en la piscina municipal se convierte en un lujo.

Desde Izquierda Independiente defendemos que todos los vecinos y vecinas de Sanse deberíamos poder disfrutar del verano y por ello reclamamos que sean las administraciones públicas las que lo hagan posible. Nuestro Ayuntamiento debe revisar su política de precios y “copiar” iniciativas de algunos municipios vecinos que han rebajado a la mitad el precio de la piscina municipal.

Es verdad que en Sanse existen descuentos para personas en situación de desempleo pero es necesario que estos se amplíen a otros colectivos y a sectores que, pese a trabajar, no se pueden permitir pagar una entrada a las instalaciones.

No quiero olvidarme tampoco de tantos vecinos y vecinas que por distintas razones tampoco podrán disfrutar de un verano placentero como es el caso de las numerosas familias del bloque de viviendas sociales de la Calle Juan Gris de Sanse. Aprovechando una Ley de la Comunidad de Madrid que permite la especulación con la vivienda protegida, este Fondo Buitre que las compró ahora pretende subir abusivamente los alquileres, algo que les obligará a marcharse si ninguna administración lo remedia.

Pese a todo desde Izquierda Independiente seguiremos trabajando para que el próximo verano no haya ningún vecino o vecina sin verano. ¡Os deseamos unas felices vacaciones!

Juan Torres. Portavoz y candidato de Izquierda Independiente

Archivo: